El pH de la orina, ¿qué es?

El pH de la orina, ¿qué es?

El pH de la orina refleja la actividad metabólica corporal. Su medida permite hacer diagnósticos y seguimientos de diferentes trastornos de forma económica.

  • ¿Por qué envejecemos?
  • ¿Por qué se contagian los bostezos?
  • Así afecta el alcohol al sistema inmunitario

La muestra de orina sirve a los médicos como un método centinela para valorar la salud de los riñones y otras áreas corporales. Entre otros parámetros que se estudian está el potencial de hidrógeno o pH de la orina.

Ya desde la antigua Grecia se utilizaba la orina como método diagnóstico. Se valoraba el color, la turbidez, el olor, el volumen, la viscosidad e, incluso, la dulzura. A partir de la invención del microscopio en el sigo XVII, se comenzó a estudiar el sedimento urinario y se incorporó como método de estudio de rutina del chequeo médico.

En la actualidad, el examen de orina se ha convertido en un estudio accesible, económico, no invasivo y de fácil recolección que permite orientar el diagnóstico diferencial de diversas afecciones. Dentro de los parámetros que se estudian en la muestra urinaria está el pH de la orina.

Las funciones normales del riñón se mantienen gracias a múltiples procesos celulares. Si alguna de esas funciones se altera, puede verse amenazada la salud. Comenzaremos con algunos conceptos generales para entender el concepto que nos atañe.

¿Para qué sirve el análisis de orina?

Como hemos dicho, el análisis de orina es un método de estudio no invasivo que cumple multitud de funciones en la detección y el seguimiento de diferentes patologías:

  • Monitoreo de la evolución de una enfermedad renal conocida.
  • Diagnóstico de enfermedad renal aguda o crónica en pacientes con otros síntomas de sospecha.
  • Hallazgo de patología renal en un paciente sin sintomatología aparente.
  • Marcador de enfermedad general.
Análisis de orina

¿Qué parámetros de la orina se estudian?

En un análisis de orina se pueden estudiar diversos parámetros, entre los que se encuentran los siguientes:

  • Tasa de filtrado glomerular: principal medida del funcionamiento renal.
  • Sedimento urinario: eritrocitos, leucocitos, cilindros y cristales en orina.
  • Proteinuria: eliminación anormal de proteínas en orina.
  • pH urinario.
  • Alteración del volumen de urinario: oliguria, anuria, poliuria.
  • Presencia de glucosa en orina.
  • Anomalías de los electrolitos: sodio, cloruro, potasio, calcio.

¿Qué es el pH de la orina?

Este concepto se refiere a la concentración de iones de hidrógeno en orina y refleja el grado de acidez de la misma. Su valor normal está entre 4,5 y 8. Se encuentra en íntima relación con el pH de la sangre.

El mecanismo corporal complejo que regula el pH sanguíneo está formado por tres mecanismos que funcionan de manera simultánea:

  • Los riñones.
  • Los pulmones.
  • Un sistema amortiguador químico.

La manera que tienen los riñones de contribuir al equilibrio del pH en sangre es a través de la eliminación por orina, o retención, de sustancias ácidas o alcalinas, según la necesidad del cuerpo. La finalidad es siempre mantener el pH de la sangre en valores saludables, alrededor de 7,4.

El pH urinario se puede clasificar en tres grados:

  • pH urinario ácido cuando el valor es bajo: menor de 5,5.
  • pH urinario alcalino cuando este es alto: mayor de 7.
  • Si el ph es de 7 se dice que es neutro.

Siempre que se encuentre un pH urinario alterado deberán considerarse el pH sanguíneo y la historia clínica del paciente, así como su función renal, la presencia o no de infección urinaria, el aporte de la dieta consumida, etcétera.

El color de la orina y su significado

Ver también: Causas y tratamiento de la acidosis metabólica

Causas de orina ácida

Existe una larga lista de causas que generan orina ácida. Entre ellas se encuentran las siguientes:

  • Enfermedad pulmonar obstructiva crónica o enfisema.
  • Diabetes mellitus.
  • Inanición.
  • Deshidratación.
  • Diarrea.
  • Presencia de bacterias productoras de ácido, como Escherichia coli.
  • Dieta con alto contenido de proteínas.
  • Jugo de arándanos.
  • Medicaciones.

Causas de orina alcalina

Por otro lado, las posibles causas de orina alcalina son las siguientes:

  • Hiperventilación.
  • Vómitos.
  • Acidosis tubular renal.
  • Presencia de bacterias productoras de ureasa.
  • Dieta vegetariana.
  • Muestras viejas.

Te puede interesar: Nutrición y litiasis biliar, ¿qué debes tener en cuenta?

¿Cuál es la muestra de orina ideal?

La primera orina de la mañana es la muestra ideal para un examen de orina. Suele ser una muestra concentrada que garantiza la detección de sustancias químicas y elementos que pueden no ser detectados en una muestra al azar.

Después de su recolección deberá entregarse con prontitud para su análisis en el laboratorio. Si la entrega no es inmediata, deberá refrigerarse entre 2 y 8 °C para evitar el crecimiento y metabolismo bacteriano de la muestra. Además, se puede alterar el pH y dar un valor inexacto.

Importancia de la medición del pH de la orina

El estudio de las muestras de orina es de bajo costo y de fácil de obtención. Permite valorar muchas de las funciones metabólicas del organismo. Por ejemplo, se sabe que tanto un pH urinario bajo como un pH urinario alto pueden favorecer la formación de cálculos renales de diferentes tipos.

En conjunto con el resto de los parámetros urinarios, el pH es un elemento importante a la hora de realizar diversos diagnósticos y seguimientos.