Lengua vellosa negra: causas, síntomas y consejos

Lengua vellosa negra: causas, síntomas y consejos

La lengua vellosa negra casi siempre es resultado de una higiene bucal inadecuada. No basta con mantener las rutinas diarias de limpieza, sino que hay que hacerlo bien.

Lengua vellosa negra: causas, síntomas y consejos
  • Desmielinización: todo lo que debes saber
  • Lengua anclada: todo lo que debes saber
  • Bultos en el paladar: ¿son peligrosos?

La lengua vellosa negra es una de esas afecciones que tienen un aspecto alarmante sin ser un problema grave de salud. Como el nombre lo indica, se trata de una enfermedad que se caracteriza por un tono oscuro en la lengua que se ve como si tuviera pelos.

En realidad, la lengua vellosa negra es una afección inofensiva y temporal. Lo habitual es que se resuelva solo con eliminar el factor que la causa y que suele estar relacionado con la higiene bucal. Es muy raro que provoque dolor u otros síntomas.

¿Qué puede originar la lengua vellosa negra?

En términos generales, la lengua vellosa negra se origina por el crecimiento excesivo de bacterias en la boca. Este órgano tiene pequeñas y numerosas protuberancias en su superficie que se llaman papilas. A veces se acumulan células cutáneas muertas en las mismas. Cuando esto ocurre se vuelven más largas de lo habitual y atrapan con mayor facilidad las bacterias, los hongos, los alimentos y el tabaco.

Esa acumulación de residuos hace que las papilas se manchen. Es entonces cuando adquieren la apariencia característica de la lengua vellosa negra, es decir, un tono oscuro y la impresión óptica de que es peluda.

Todo este proceso puede ocurrir por diversas causas, entre las que encontramos las siguientes:

  • Higiene bucal inadecuada.
  • Ingestión de antibióticos, lo que cambia la composición de bacterias y levaduras en la boca.
  • Xerostomía o sequedad en la boca.
  • Uso habitual de enjuagues bucales que contienen agentes irritantes u oxidantes.
  • Consumo excesivo de alcohol, café o té negro.
  • Tabaquismo.
  • Dieta blanda que dificulta la exfoliación de las células muertas en la lengua.
Fumar cigarrillo afecta la cavidad bucal.
El tabaco puede agrandar las papilas, lo que derivaría en un mayor atrapamiento de nicotina en ellas y el cambio de coloración consiguiente.

Sigue leyendo: Perjuicios del tabaco en la cavidad oral

¿Cuáles son los síntomas de la lengua vellosa negra?

El signo distintivo de la lengua vellosa negra es el cambio en el aspecto de ese órgano. Adquiere un color oscuro que puede ser negro, pero también marrón, verde, amarillo, blanco o tostado.

Así mismo, a simple vista parece como si la lengua estuviera cubierta de pelos o vellos. Las personas afectadas suelen experimentar un sabor metálico en la boca y cambios en el gusto. También hay mal aliento y, si el problema es muy severo, se presenta cosquilleo.

La lengua vellosa negra no es un problema grave de salud, pese a la apariencia dramática que adopta la afección. Sin embargo, si genera alguna inquietud o duda lo mejor es consultar con el médico.

Así mismo, vale la pena acudir al médico si el trastorno persiste por mucho tiempo, a pesar de que se adopten medidas de higiene rigurosas. En esos casos, lo mejor es descartar que haya otro problema.

También te puede interesar: ¿Qué es la lengua geográfica?

Tratamiento de la lengua vellosa negra

La lengua vellosa negra no requiere de ningún tratamiento médico. Las medidas adecuadas tienen que ver con cuidados de higiene o eliminación de los factores que causan el problema, como enjuagues bucales irritantes y el consumo de tabaco.

Sin embargo, si no hay claridad sobre lo que ocurre o aparecen síntomas adicionales, lo más adecuado es ir al médico para que confirme el diagnóstico. Es importante tener en cuenta que hay otros factores que generan síntomas similares, como los siguientes:

  • Algunos alimentos o medicamentos tiñen la lengua.
  • Puede ser una manifestación de enfermedad viral o por hongos.
  • Lesiones hacen que cambie el aspecto de la lengua. En particular la leucoplasia pilosa.
  • Los productos que contienen bismuto podrían alterar la apariencia, haciéndola similar a la lengua vellosa negra.

Consejos caseros para tratar y prevenir el desarrollo de esta enfermedad

Cepillado dental para lengua vellosa negra.
La higiene bucal es clave para detener la aparición de la lengua vellosa negra.

Lo más conveniente es identificar primero el factor que ocasiona la lengua vellosa negra. Si se han tomado antibióticos, lo lógico será pensar que el problema desaparezca algunos días después de terminar de ingerirlos.

Es importante revisar la composición del enjuague bucal que se utiliza. En principio se puede optar por otro con una fórmula diferente. De todas maneras, lo importante es ser más rigurosos con la higiene bucal:

  • Cepillar la lengua: el sabor de la pasta dental puede dar la falsa sensación de que la lengua está limpia, pero no es así. Lo adecuado es cepillarla sin ser demasiado enérgico, empleando para ello un cepillo de cerdas suaves o un rascador lingual.
  • Lavarse los dientes después de comer: lo ideal es utilizar un dentífrico con flúor y cepillarse después de cada comida o al menos dos veces por día.
  • Usar hilo dental: se debe emplear al menos una vez al día, ya que ayuda a eliminar la placa y los restos de comida que quedan entre los dientes.
  • Visitar al dentista: se debe hacer al menos dos veces por año o en caso de alguna situación anómala.

Intensificar la higiene

Si se detecta la presencia de lengua vellosa negra, lo mejor es intensificar las rutinas de higiene bucal. El cepillado de la lengua se debe hacer dos veces por día. Una vez desaparezca el problema, hacerlo al menos una vez por jornada.

Puede ser buena idea emplear un enjuague dental compuesto por peróxido de hidrógeno y agua. La dilución se hace con una parte de peróxido por cinco partes de agua. Se utiliza este compuesto dos veces por día y se enjuaga de nuevo con agua regular.