Causa revuelo solicitud de crear consejo administrativo en hospital infantil de Santiago

Causa revuelo solicitud de crear consejo administrativo en hospital infantil de Santiago

  • Hay quienes entienden que el centro médico sería privatizado

SANTO DOMINGO,RD.- La solicitud para crear un consejo administrativo en el Hospital Infantil Regional Universitario Arturo Grullón, de Santiago, ha causado revuelo en la ciudad por entender que se trata de un plan para privatizar los servicios de salud que allí ofrecen a la población.

Según denuncian, en la propuesta, enviada al presidente Luis Abinader por el Voluntariado Jesús con los Niños, entre otras cosas, piden establecer precios por los servicios ofrecidos a los padres de los menores de edad asistidos en ese centro hospitalario.

“La propuesta de un consejo es una especie de privatización moderada en principio”, consideró el pastor evangélico Pablo Ureña, un reconocido activista por los derechos de la niñez.

Además, asegura que entre los recomendados para formar parte del organismo se encuentran personas con intereses en el área de la salud.

Hizo un llamado al jefe de Estado a no permitir la privatización de dicho centro de salud.

“No vamos a permitir que el hospital Arturo Grullón sea privatizado”, advirtió Ureña, quien ha encabezado múltiples manifestaciones en procura de mejorar los servicios médicos que ofrecen a la población infantil en el Arturo Grullón.

Se recuerda que el pastor se encadenó desde el 26 de mayo hasta el 1 de junio del 2017 frente al hospital en busca de que el Gobierno de ese momento instalara un tomógrafo en ese centro. Además, realizó marchas, piquetes y otras manifestaciones por esa causa.

Defensa del proyecto

Xenia Gell de Álvarez, presidenta del Voluntariado Jesús con los Niños, dijo que con la creación de un consejo administrativo buscan hacer cumplir un decreto del año 1999, sobre reglamento general de hospitales.

Explicó que ese sería un organismo de concertación entre el sector privado y el público.

Indicó que el Consejo sería integrado por la organización que dirige, representantes de las entidades empresariales, de la gobernación, de la comunidad, de las iglesias y universidades. También las autoridades del Ministerio de Salud Pública y del Servicio Nacional de Salud (SNS).

“Las personas que estarían conformando ese Consejo es completamente honorífico, que irían a aportar en ciertas áreas que el hospital necesita”, planteó.