Así infecta el coronavirus las células

Así infecta el coronavirus las células

A partir de unas imágenes compartidas por el Instituto de Alergia y Enfermedades Infecciosas de Estados Unidos, podemos ver en primer plano cómo infecta el coronavirus a las células. Te lo explicamos en este artículo.

  • Tratamientos en uso para el coronavirus
  • Pérdida de olfato y gusto como posibles síntomas del coronavirus
  • Día Mundial de la Tuberculosis: es hora de actuar

El National Institute of Allergy and Infectious Diseases de Estados Unidos (NIAD) liberó recientemente unas imágenes tomadas con microscopía electrónica sobre cómo infecta el coronavirus a las células. Las imágenes están disponibles en la cuenta Flickr de la institución.

La microscopía electrónica permite fotografiar estos pequeños mundos invisibles para el ojo humano. Luego, a través de un procesado de edición se añaden y quitan colores para resaltar lo que se está viendo.

En este caso, el NIAD utilizó un microscopio electrónico de última generación perteneciente al Integrated Research Facility de Maryland. Allí se analizaron las muestras de un paciente infectado por SARS-CoV-2.

Estas imágenes ofrecen un panorama de la metodología infecciosa del coronavirus que está causando la pandemia mundial actual. La misma se inició a fines de 2019 en Wuhan, China, y continúa su expansión por el plantea infectando ya a más de 400 000 personas.

¿Cómo infecta el coronavirus a las células?

Saber cómo infecta el coronavirus a las células es clave para la prevención y el tratamiento de la enfermedad. Como bien dicen muchos, estamos ante un enemigo invisible del que conocemos muy poco debido a su novedad.

El coronavirus culpable de esta pandemia es la variedad SARS-CoV-2. Se supone que fue una mutación de una forma de transmisión animal que adquirió la capacidad de realizar contagio interhumano.

El coronavirus en cuestión mide no más de 160 nanómetros de diámetro. Esto es una medida minúscula que nos cuesta imaginar. Es más pequeño que las células del cuerpo humano, y necesita penetrarlas para usar su estructura.

Es un virus ARN, esto quiere decir que su información genética está guardada en ácido ribonucleico. Para poder replicarse y multiplicarse, el coronavirus utiliza la maquinaria celular de su huésped. Allí fabrica ARN nuevo y proteínas para cubrirse y continuar su camino.

El coronavirus infecta a las células penetrándolas con su cubierta de espículas. El prefijo “corona” de su nombre hace referencia a esas puntas que lo rodean. Allí está una proteína fundamental que tiene el SARS-CoV-2 para ingresar.

espículas del coronavirus
Las espículas del coronavirus contienen una proteína que les permite ingresar a las células pulmonares

Sigue leyendo: Transmisibilidad: el verdadero peligro del coronavirus

¿Cuáles son las células más afectadas por el coronavirus?

Las células humanas más afectadas por el coronavirus son las pulmonares. Justamente, de allí provienen los síntomas principales. La tos es consecuencia de la irritación de las vías aéreas, y la neumonía es la complicación capaz de llevar a la muerte.

Las espículas de la cubierta del SARS-CoV-2 se unen como una llave a una cerradura a unos receptores de los alvéolos pulmonares, y así infecta el coronavirus las células. Una vez dentro, se replica creando nuevas partículas.

El pulmón infectado se llena de células del sistema inmune. Los glóbulos blancos asisten al lugar de la infección para combatir al agente extraño. Una vez allí liberan sustancias inmunológicas y anticuerpos que se mezclan con líquido inflamatorio.

El líquido que se acumula en el tejido pulmonar es lo que se observa en las radiografías como vidrio esmerilado. La complicación a futuro de ese líquido es que no se absorba y se transforme en tejido fibroso, como una gran cicatriz.

Las células pulmonares infectadas por coronavirus no funcionan con normalidad. Como se trata de tejido encargado de la respiración, los casos graves son aquellos que desarrollan una neumonía y requieren a la postre el uso de un respirador artificial.

Los respiradores intentan suplementar la función respiratoria perdida, colocando oxígeno a presión dentro de los pulmones. Cuando falla este soporte hay una última opción que es la circulación extracorpórea (ECMO), pero la misma no está disponible en todos lados.

así infecta el coronavirus a las células
Las imágenes microscópicas del coronavirus ayudan al estudio de su mecanismo infeccioso

Descubre más: Tratamientos en uso para el coronavirus

Los beneficios de estos hallazgos

Conocer cómo infecta el coronavirus las células es clave para el desarrollo de fármacos y vacunas. Lo que se pretende con los fármacos, en el caso de los virus, es detener su ingreso a las células o interrumpir su replicación.

Para ello es fundamental conocer el mecanismo de infección. Las imágenes liberadas por el NIAD son solo una parte de la investigación mayor que lleva adelante la investigación.

Es esta institución la que se encuentra involucrada en el ensayo clínico lanzado en Estados Unidos hace poco para probar una vacuna contra el coronavirus. Esta vacuna basó su construcción en información sobre cómo infecta el coronavirus a las células, precisamente a través de la proteína de las espículas.

No son solo imágenes

Estas imágenes sobre el coronavirus infectando células son para la población general. Detrás de estas fotografías hay estudios científicos que se actualizan a diario debido a la gravedad de la pandemia. Debemos considerar todo esto como un avance importante, sobre todo si nos permite proseguir hacia un medicamento o un tratamiento para detener la pandemia.