Afirman síndrome “corazón roto” afecta más a mujeres

Afirman síndrome “corazón roto” afecta más a mujeres

El síndrome del corazón roto o Tako-Tsubo es una cardiopatía o alteración del miocardio causada por estrés, que afecta con más frecuencia a las mujeres, sobre todo a las que están entre los 30 y 50 años de edad.

De acuerdo a la doctora Luisa de la Rosa, Cardióloga-Ecocardiografista de Hospiten Santo Domingo, los principales síntomas son dolor en el pecho, pérdida de conocimiento, falta de aire y taquicardia, por lo que con frecuencia pudiera confundirse con un infarto.

La condición es como una alteración de la musculatura del corazón que se presenta con dolor torácico, la cual puede presentar cambios al hacerse el electrocardiograma o ecocardiograma para determinar el nivel de las enzimas cardiacas.

“El tratamiento del síndrome de Tako-Tsubo es exactamente el mismo de un infarto, porque a su llegada, cuando recibimos el paciente en la emergencia, pensamos que de entrada es un síndrome coronario agudo”, manifestó la especialista.

La doctora De la Rosa indicó que la prueba diagnóstica para atender la urgencia es el electrocardiograma por sintomatología de dolor toráxico que presenta el paciente, el cual tendrá las enzimas cardiacas muy elevadas.

No obstante, asegura que los pacientes con síndrome de corazón roto tienen una rápida recuperación, porque el trastorno de la contractilidad que vemos en el ecocardiograma  comienza a recuperarse antes de siete días.

“Hay pacientes que se pueden extender de una hasta cuatro semanas con las alteraciones del ecocardiograma,  pero por lo regular tiene una recuperación bastante rápida”, precisó.

Sostuvo que inicialmente, el protocolo para tratar al paciente es el mismo que el tratamiento para un infarto, tras un cateterismo donde se ven las coronarias normales, “entonces vamos escalando el tratamiento y terminamos finalmente con tratamiento solo para recuperar la falla cardíaca aguda que se produce en el paciente”.

La profesional de la salud ofreció estas declaraciones a propósito de la celebración del Día Mundial del Corazón este 29 de septiembre.