ATENCIÓN: Plumas de insulina: características y funcionamiento

ATENCIÓN: Plumas de insulina: características y funcionamiento

Las plumas o bolígrafos de insulina son el método más extendido para la administración de insulina en pacientes diabéticos. Se trata de un mecanismo cómodo y preciso.

¿Qúe es la insulina?

plumas de insulina para tratar la diabetes

La insulina es una hormona que produce el páncreas y cuya función es regular la cantidad de glucosa de la sangre. Esta hormona está ausente o inutilizable en la diabetes. De hecho, la enfermedad de la diabetes puede ser debida a dos causas diferentes:

  • Tu cuerpo no produce insulina: diabetes tipo 1.
  • Tu cuerpo no emplea la insulina que produce debidamente: diabetes tipo 2.

La insulina artificial es el tratamiento fundamental de la diabetes tipo 1. Para explicar cómo actúa en nuestro organismo, podemos destacar tres aspectos que la caracterizan:

  • Tiempo de inicio: es el tiempo que transcurre antes de que la insulina llegue a la sangre y comience a bajar el nivel de glucosa.
  • El pico de acción máxima: se llama así al punto en el que la insulina tiene su máxima potencia con respecto a la reducción de glucosa en la sangre.
  • Duración del efecto: es el tiempo en que la insulina continúa reduciendo el nivel de glucosa.

Tipos de insulina

Los tipos de insulina se clasifican en función de la duración de su efecto y del tiempo que tarda en hacerlo. De acuerdo a esto, tenemos:

  • Acción rápida: surte efecto al cabo de 15 minutos después de inyectarse. Alcanza su máxima acción a la hora y es eficaz durante dos o cuatro horas.
  • Insulina de acción breve: este tipo de insulina alcanza el torrente sanguíneo a los 30 minutos de la inyección. Su efecto máximo se consigue a las dos o tres horas y es eficaz durante tres y seis horas.
  • Acción intermedia: alcanza el flujo sanguíneo entre las dos y cuatro horas después de la inyección. Tiene su efecto máximo de cuatro a doce horas tras la inyección. La insulina de acción intermedia es eficaz aproximadamente de doce a dieciocho horas.
  • Insulina de acción prolongada: por lo general, llega a la sangre varias horas después de la inyección y mantiene bajo el nivel de glucosa durante 24 horas.

Tipos de plumas de insulinaPlumas de insulina

Existen dos tipos de plumas de insulina:

  • Plumas desechables: se utilizan una sola vez y cuando se termina la insulina del cartucho, se desecha.
  • Bolígrafos o plumas reutilizables: cuentan con un dispositivo que permite cambiar el cartucho cuando la insulina se termina.

La cantidad de insulina que se inyecta puede regularse mediante un dialpara ajustar la dosis en función de la necesidad que tengas. Por seguridad, las agujas deben cambiarse cada vez que te inyectes.

Ventajas y desventajas de las plumas de insulina

En cuanto las ventajas de las plumas de insulina, su inyección es más rápida y sencilla porque la dosis ya esta preparada. Además, por su sistema de dosificación, puedes inyectar insulina con más precisión. También tiene como ventaja su formato, el cual facilita el transporte y el uso.

No obstante, las plumas de insulina también tienen desventajas como no poder mezclar diferentes tipos de insulina. También presentan la desventaja de que necesitan purgarse y probarse antes de cada pinchazo. De esta forma, desperdicias insulina antes de cada inyección.

¿Cómo funciona una pluma de insulina?

Las plumas de insulina, tanto las desechables como las recargables, llevan una aguja con la que te inyectas. Dichas agujas, en el caso de las plumas recargables, deben cambiarse después de cada uso.

Pasos a seguir

Antes de realizar la inyección, debes lavarte las manos y ajustar el dial con las unidades de insulina necesaria. Después, mantén la pluma apuntando con la aguja hacia arriba y presiona hasta ver como sale una gota. Esta gota será la prueba de que funciona correctamente.

Limpia la piel donde vayas a hacer el pinchazo y regula el dial hasta llegar a la dosis necesaria. A continuación, aprieta la piel donde vayas a inyectarte y empuja la aguja con un movimiento directo y rápido. Después, aprieta la pluma con el dedo gordo para obtener la dosis y desecha la aguja.

Cómo conservar las plumas de insulina

Para la conservación adecuada de las plumas de insulina, hay que tener en cuenta la temperatura y el tiempo. Lo recomendable es guardarla en la nevera a una temperatura entre los 4 y 8 grados. Además, la insulina no debe exponerse a fuentes de luz y calor intensas.

No es conveniente que baje de los 2 grados, ya que, en caso de hacerlo, perdería su efectividad. Sin embargo, aunque se conserve en la nevera, estará en buen estado durante el periodo de tiempo indicado en la fecha de caducidad del envase.

Conclusión

Las plumas de insulina constituyen el método más preciso, rápido y sencillo de administrar insulina en los pacientes diabéticos. Recuerda que las plumas de insulina pueden utilizarse durante los 30 días posteriores al primer uso.

Dispositivos de control de la diabetes