Es posible curar una infección urinaria de manera natural y rápida?

Es posible curar una infección urinaria de manera natural y rápida?

Beber abundante agua a lo largo del día es una de las formas más eficaces de combatir la infección urinaria, ya que así favorecemos la expulsión de las bacterias.
¿Es posible curar una infección urinaria de manera natural y rápida?

Una infección urinaria es aquella que se produce por el crecimiento excesivo de microorganismos en cualquier parte del tracto urinario, tal y como afirma esta investigación publicada por la revista Pediatría Atención Primaria. Se trata de una afección común, por lo que las personas se preguntan si es posible curar una infección urinaria de manera natural.

La respuesta es que en muchas ocasiones sí se puede tratar con remedios alternativos. Ahora bien, es importante consultar primero a tu médico si crees que puedes tener un problema serio o si los síntomas se alargan, luego de intentar resolver el problema sin consultar.

Una vez hecha esta advertencia, puedes leer este artículo y descubrir cómo curar una infección urinaria de manera natural. No obstante, veamos antes qué puede llevar a que esta aparezca.

¿Por qué puede aparecer una infección urinaria?

Como lo hemos mencionado antes, este tipo de enfermedad se puede originar cuando los microorganismos patógenos consiguen entrar al organismo a través de la uretra. A pesar de que el aparato urinario está preparado para bloquear el ingreso de estos invasores, las bacterias suelen hayar la forma de entrar.

El ingreso puede ocurrir por un debilitamiento del sistema inmunitario, así como por la exposición directa a agentes patógenos. Se calcula que el 76 % de las infecciones urinarias se deben a la presencia de Escherichia coli, sin embargo, otros microorganismos también pueden causarlas.

Como consecuencia de este debilitamiento, los virus, bacterias u hongos pueden crecer de forma descontrolada, ya sea en la vejiga y uretra, o bien, directamente en los riñones.

¿Qué factores están vinculados a su aparición?

En general, podemos identificar una serie de causas que, en ocasiones, podrían derivar en la aparición de una infección urinaria. Los más importantes incluyen:

  • Sistema inmunitario deprimido. Enfermedades como la diabetes deterioran el sistema inmunitario, haciendo que el organismo no pueda combatir de forma adecuada las bacterias, aumentando el riesgo de infecciones.
  • Malos hábitos o uso de productos irritantes en la zona íntima. Según un estudio, los malos hábitos en la zona íntima, así como el uso de ciertos productos, puede desencadenar una infección vaginal que, por la cercanía de la vagina con la uretra y el ano, lleve a desarrollar una infección urinaria.
  • Aguantar demasiado las ganas de orinar. La orina es un líquido estéril, sin embargo, almacenarla en la vejiga por mucho tiempo puede llevar a que proliferen bacterias que desencadenen en la infección urinaria.
  • Tener relaciones sexuales sin protección.Estudios aseguran que las enfermedades de transmisión sexual pueden ocasionar cistitis. Asimismo, es necesario garantizar la higiene luego del sexo, esto para evitar que bacterias ingresen por medio de la uretra a causa de la humedad que producen los fluidos femeninos y masculinos.
  • Uso de diafragma anticonceptivo. Como lo afirma este estudio, el uso del diafragma vaginal, así como del condón u otros métodos de planificación con espermicida, puede ocasionar una infección urinaria, debido a que altera el pH vaginal favoreciendo el crecimiento de lactobacilos.
  • Anormalidades o lesiones en las vías urinarias. Este tipo de lesiones inhibe el flujo de la orina de forma normal, por ello puede ocasionar, además de infecciones frecuentes, lesión renal y cálculos renales.
  • Procedimientos urinarios recientes. El uso de instrumental médico puede llevar a aumentar el riesgo de infección urinaria.

 

Síntomas de una infección urinaria

Mujer con síntomas de una infección urinaria.

Cuando este tipo de infección se presenta, aparecen varios síntomas, pueden ser leves o severos, incluso, pueden irrumpir en las tareas cotidianas al provocar un malestar general en todo el cuerpo.

Los signos y síntomas de una infección urinaria no siempre son claros para los pacientes. A veces, son tan leves que pasan desapercibidos. Sin embargo, la mayor parte de las ocasiones es posible experimentar alguno de estos, tal y como afirma la información obtenida de la Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos:

  • Necesidad constante de orinar.
  • Sensación de ardor o quemazón al expulsar la orina.
  • Poca orina, con aspecto turbio y olor fuerte.
  • Dolor en la parte baja del abdomen.
  • Sangrados en la orina.
  • Fiebre moderada y escalofríos.
  • Sensación de fatiga.
  • En las mujeres es común el dolor pélvico alrededor de la zona del hueso púbico.

 

Cómo curar una infección urinaria de manera natural

Para aliviar este tipo de infección de manera natural, basta con modificar algunos hábitos de vida y utilizar remedios con plantas o especias. Sin embargo, recuerda que es importante acudir por atención médica, en especial si ya has probado algunas opciones sin resultados positivos.

1. Incrementa el consumo de agua

Persona a punto de tomar agua.

Consumir abundante agua puede ayudar a curar la infección urinaria de manera natural, según afirma esta información extraída de la Clínica Mayo. Este líquido vital contribuye a mejorar el funcionamiento de los riñones, a depurar las vías urinarias, así como a disminuir la concentración de bacterias en el sistema.

Un estudio reciente publicado en la revista JAMA Internal Medicine demostró que la ingesta abundante de agua también ayuda a la prevención de infecciones urinarias. Es importante recordar que la composición de la orina es uno de los mecanismos de defensa del organismo contra estas afecciones, por lo que un aumento en su producción es beneficioso.

Se deberán tomar entre 6 y 8 vasos al día, ya sea pura o en tés.

2. Toma vitamina C

Estudios han confirmado que el consumo de vitamina C o ácido ascórbico produce un descenso del pH urinario que inhibe el desarrollo de bacterias en la orina al volverla más ácida. Se calcula que el consumo de vitamina C en un adulto sano debe ser de entre 75 y 90 miligramos cada día.

Eso sí, en pacientes con diabetes o insuficiencia renal, deben consultar a su médico, pues este tratamiento a largo plazo está contraindicado. Además de un suplemento de vitamina C se pueden consumir alimentos con alta concentración como zumo de limón.

3. Consume jugo de arándanos sin azúcar

El consumo de jugo de arándano resulta ser una excelente opción para curar una infección urinaria de manera natural, en especial, en las pacientes femeninas en edad reproductiva. De acuerdo con investigaciones al respecto, el arándano previene la adhesión de las bacterias al urotelio.

Las propiedades antibacterianas de este fruto se deben a la acción de sus compuestos, en especial, de los proantocianidinas, ya que actúan antes de que las bacterias invadan la vía urinaria. Esto siempre que se consuma en su forma natural, libre de azúcar y aditivos.

A pesar de todo, un estudio publicado en The Cochrane Database of Systematic Reviews demostró que los arándanos son menos eficaces de los que se creía. No obstante, su uso aún se recomienda en algunas infecciones leves.

4. Toma zumo de rábanos

Un remedio natural para curar la cistitis o cualquier infección urinaria son los rábanos. Esto, debido a que contienen activos antiinflamatorios (así lo afirma este estudio realizado por la Universidad Jordana de Ciencia y Tecnología), los cuales resultan idóneos para calmar los síntomas.

Aunque no existen evidencias científicas claras sobre por qué contribuye a controlar una infección urinaria, sí hay estudios que recomiendan su consumo en estos casos. De todos modos, los rábanos resultan un alimento muy saludable y con destacados beneficios medicinales.

5. Beber agua de coco

El agua de coco, útil frente a una infección urinaria.

Por sus propiedades antibióticas, tal y como afirma este estudio realizado por la State University of Santa Cruz de Brasil, y diuréticas, el agua de coco es un buen complemento para controlar los síntomas de una infección.

Se cree que su ingesta promueve la limpieza de las vías urinarias, regula el pH de la orina y favorece la expulsión de los virus y bacterias. Por tanto, se recomienda consumir entre 2 y 3 vasos de agua de coco al día.

No obstante, no existen evidencias científicas que lo asocien con una mejora en los síntomas de la infección urinaria.

6. Comer ajo crudo

Dientes de ajo crudo.

El ajo tiene principios activos con efectos antibacterianos y antibicóticos, según afirma esta investigación llevada a cabo por el Instituto Tecnológico de Oaxaca, que ayudarían a curar las infecciones urinarias de manera natural.

Sin embargo, no existen evidencias de que en realidad pueda ayudar a curarlo, aunque es un alimento muy sano para incluir en nuestra dieta.

Un estudio pequeño publicado en la revista Case Reports in Medicine demostró que el ajo, en combinación con otras alternativas naturales, es de utilidad en el tratamiento de estas infecciones. Los otros remedios alternativos usando fueron perejil, L-arginina, y tabletas de arándano.

7. Consumir probióticos

Los probióticos son alimentos o sustancias que contienen microorganismos beneficiosos para el cuerpo humano. Estos se pueden encontrar de forma natural en el yogurt, la kombucha, el kimichi y el kefir.

Por lo general, este tipo de suplementación es de gran utilidad para aliviar las afecciones intestinales. Sin embargo, se ha demostrado que los probióticos ricos en Lactobacillus muestran varios beneficios para curar las infecciones urinarias de manera natural en las mujeres. Los mismos pueden emplearse